ISP informa sobre las variantes genéticas del virus SARS-CoV-2 que circulan en las regiones del país

24/09/2020

El Instituto de Salud Pública de Chile (ISP) a través de los subdepartamentos de Genética Molecular y Enfermedades Virales, Sección Virus Respiratorios y Exantematicos desde marzo que se encuentra investigando las variaciones del virus SARS-CoV-2. 
El día 22 de septiembre publicó un estudio que permite ver la distribución  geográfica de este virus en las regiones de Chile, contribuyendo al desarrollo de nuevas estrategias de diagnóstico y rastreando las cepas para una mejor comprensión de la dinámica de propagación del virus en las distintas zonas del país.
El ISP dio a conocer en el mes de abril el análisis de los primeros cuatro genomas detectados en Chile reveló las dos variantes derivadas de cepas presentes principalmente en Europa. Lo anterior, ocurrió a sólo cuatro semanas de haber detectado el primer caso positivo en el país.
Desde inicio de la pandemia, científicos del Instituto han secuenciado el genoma completo de las cepas virales chilenas aisladas para conocer sus características genotípicas con el objetivo de realizar un monitoreo clínico y epidemiológico de las variantes virales.
Al respecto, Jorge Fernández jefe del subdepartamento de Genética Molecular del ISP señaló “en este informe, mostramos la distribución geográfica de 141 aislamientos de SARS-CoV-2 recolectados a lo largo del territorio chileno. El análisis completo del genoma de esas muestras nos permite identificar y clasificar tanto las variantes genómicas como los linajes”.
Esta información, está actualmente disponible y liberada para la comunidad científica mundial en la revista Frontiers in Public Health y las secuencias en  la plataforma GISAID, con lo cual se puede ir construyendo el mapa mundial del virus y sus variaciones por región.
Distribución geográfica de variantes y linajes
El análisis completo del genoma de 141 casos chilenos de SARS-CoV-2 muestra un predominio de la variante G en gran parte del territorio entre el 2 de marzo y el 5 de abril de 2020.
La región Metropolitana representa el área con un mayor  número de muestras analizadas. La variante G está muy extendida en el territorio, principalmente en las regiones del centro y sur, como Valparaíso, Metropolitana, O'Higgins, Ñuble, Bio Bio, Araucanía, Los Lagos, Aysén y Magallanes. Las variantes S están presentes en la región central del Maule y también en la región norte de Antofagasta. Las variantes menos representadas, V y O, se encontraron en las regiones Metropolitana y O'Higgins. Cabe destacar que el muestreo representa una tendencia de las variantes  en cada región del país durante los meses de marzo y abril. 
La variante S, que corresponde a aquellas que provienen de Asia están en la región del Maule y en Antofagasta. Además, existen otras dos variantes que son las denominadas V y O que están presentes en la región Metropolitana y en O’Higgins.
La variante G alcanza hasta el 85,1% del total de muestras (120 aislamientos), seguida de S con 10% (14 aislamientos), V con 3,5% (5 aislamientos). Es importante destacar que, la primera (G) predomina con un 64% en Europa y América del Norte.


El Instituto de Salud Pública de Chile (ISP) a través de los subdepartamentos de Genética Molecular y Enfermedades Virales, Sección Virus Respiratorios y Exantemáticos desde marzo que se encuentra investigando las variaciones del virus SARS-CoV-2. 

El día 22 de septiembre publicó un estudio que permite ver la distribución  geográfica de este virus en las regiones de Chile, contribuyendo al desarrollo de nuevas estrategias de diagnóstico y rastreando las cepas para una mejor comprensión de la dinámica de propagación del virus en las distintas zonas del país.

El ISP dio a conocer en el mes de abril el análisis de los primeros cuatro genomas detectados en Chile reveló las dos variantes derivadas de cepas presentes principalmente en Europa. Lo anterior, ocurrió a sólo cuatro semanas de haber detectado el primer caso positivo en el país.

Desde inicio de la pandemia, científicos del Instituto han secuenciado el genoma completo de las cepas virales chilenas aisladas para conocer sus características genotípicas con el objetivo de realizar un monitoreo clínico y epidemiológico de las variantes virales.

Al respecto, Jorge Fernández jefe del subdepartamento de Genética Molecular del ISP señaló “en este informe, mostramos la distribución geográfica de 141 aislamientos de SARS-CoV-2 recolectados a lo largo del territorio chileno. El análisis completo del genoma de esas muestras nos permite identificar y clasificar tanto las variantes genómicas como los linajes”.

Esta información, está actualmente disponible y liberada para la comunidad científica mundial en la revista Frontiers in Public Health y las secuencias en  la plataforma GISAID, con lo cual se puede ir construyendo el mapa mundial del virus y sus variaciones por región.

Distribución geográfica de variantes y linajes

El análisis completo del genoma de 141 casos chilenos de SARS-CoV-2 muestra un predominio de la variante G en gran parte del territorio entre el 2 de marzo y el 5 de abril de 2020.

La región Metropolitana representa el área con un mayor  número de muestras analizadas. La variante G está muy extendida en el territorio, principalmente en las regiones del centro y sur, como Valparaíso, Metropolitana, O'Higgins, Ñuble, Bio Bio, Araucanía, Los Lagos, Aysén y Magallanes. Las variantes S están presentes en la región central del Maule y también en la región norte de Antofagasta. Las variantes menos representadas, V y O, se encontraron en las regiones Metropolitana y O'Higgins. Cabe destacar que el muestreo representa una tendencia de las variantes  en cada región del país durante los meses de marzo y abril. 

La variante S, que corresponde a aquellas que provienen de Asia están en la región del Maule y en Antofagasta. Además, existen otras dos variantes que son las denominadas V y O que están presentes en la región Metropolitana y en O’Higgins.

La variante G alcanza hasta el 85,1% del total de muestras (120 aislamientos), seguida de S con 10% (14 aislamientos), V con 3,5% (5 aislamientos). Es importante destacar que, la primera (G) predomina con un 64% en Europa y América del Norte.