Instituto de Salud Pública

En el periodo comprendido entre enero 2007 a junio 2022 se registraron un total de 730 alertas de trabajadores controlados por dosimetría personal externa.

Todos los seres humanos estamos expuestos a las radiaciones, en un ambiente natural, así como también, a través de la exposición a fuentes artificiales creadas por el mismo hombre y que se han ido incorporando en diversas actividades.

En el contexto del ámbito de los trabajadores, la Vigilancia Radiológica Personal Ocupacional de Radiaciones Ionizantes cumple un rol esencial y constituye el método más eficaz en condiciones de normales de trabajo, para evaluar sistemáticamente, según estándares basados en recomendaciones internacionales, la información relativa a la exposición ocupacional de los trabajadores controlados por dosimetría personal.

Para cumplir la misión de detectar situaciones de proyección y de superación de límites de dosis y la consiguiente notificación a las entidades y autoridades respectivas, es que el Instituto de Salud Pública de Chile (ISP) ha establecido un Sistema de Vigilancia Radiológica personal de los trabajadores ocupacionalmente expuestos a radiaciones ionizantes que se controlan dosimétricamente del país.

Esta vigilancia, tiene como propósito controlar y mantener el registro de las dosis de esta población, identificar tendencias, verificar el cumplimiento de los límites de dosis; y realizar comparaciones entre distintos grupos y prácticas.

Este procedimiento permite tomar, a través de las autoridades competentes, acciones oportunas para mejorar los sistemas y programas de Protección Radiológica en las instalaciones, así como, optimizar las diferentes prácticas con una disminución de la dosis individual y colectiva.

La sección de Radiaciones Ionizantes y No Ionizantes del Departamento Salud Ocupacional del ISP junto al Departamento Agencia Nacional de Dispositivos Médicos, Innovación y Desarrollo (ANDID), elaboran y actualizan, trimestralmente, un informe técnico sobre la vigilancia radiológica personal, el cual está publicado en la web institucional, en el link https://www.ispch.gob.cl/salud-de-los-trabajadores/vigilancia-radiologica-personal/.

El último informe publicado, que comprende el periodo entre los años 2007 y junio de 2022, se puede observar diferentes tablas y gráficos con datos relevantes, entre estos, la detección de 730 alertas de dosis que han superado los límites secundaros establecidos en el sistema de vigilancia, en trabajadores ocupacionalmente expuestos a radiaciones ionizantes en las diferentes prácticas que se utilizan en el país. Del total de alertas informadas, 712  corresponden a cuerpo entero,  mientras que 18 son  de extremidades. Las prácticas asociadas a equipos emisores de radiaciones ionizantes que aportan el mayor número de alertas, están dadas en equipos de Rx diagnóstico de uso médico,  seguido por los de gammagrafía industrial, cuyos detalles pueden ser vistos en el informe publicado en la web institucional.

El jefe del Departamento de Salud Ocupacional del ISP, Patricio Miranda explica que “No existe duda del beneficio que representa para la humanidad, el uso adecuado y controlado de las radiaciones. No obstante, no se deben descuidar los efectos dañinos a la salud originados por la exposición a las radiaciones, las cuales pueden ocurrir, entre otros, por accidentes o por exposiciones injustificadas de personas”.

De lo anterior se deriva la importancia de la vigilancia radiológica personal de los trabajadores expuestos, con el fin, entre otros, de aplicar las acciones sanitarias oportunas que permitan optimizar las diferentes prácticas con exposición a radiaciones ionizantes y disminuir el riesgo de daño a la salud.